martes, 20 de abril de 2010

5ª sesión

Con frecuencia nos quejamos de la falta de comprensión lectora de nuestros alumnos y, aunque es tarea de todos dar las pautas y proporcionar los medios para el desarrollo de las habilidades que les permitan mejorarla, no siempre la respuesta es igual desde las distintas áreas; parece que esta tarea estuviera especialmente encomendada a los profesores de Lengua.

Vengo obsevando que el número de alumnos con problemas a la hora de analizar un texto va en aumento, porque no siempre entienden bien los textos propuestos para trabajar. Este hecho es especialmente significativo cuando se trata de un nivel de bachillerato.

Tengo la impresión de que el limitado vocabulario de nuestros alumnos se debe, entre otras razones, al escaso hábito de lectura que tienen y esto contribuye a que su comprensión lectora sea deficiente. ¿Cómo lo veis vosotros?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada